Download
el teatro en el barroco iii n.
Skip this Video
Loading SlideShow in 5 Seconds..
EL TEATRO EN EL BARROCO III PowerPoint Presentation
Download Presentation
EL TEATRO EN EL BARROCO III

EL TEATRO EN EL BARROCO III

122 Vues Download Presentation
Télécharger la présentation

EL TEATRO EN EL BARROCO III

- - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - E N D - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -
Presentation Transcript

  1. EL TEATRO EN EL BARROCO III CALDERÓN DE LA BARCA

  2. PEDRO CALDERÓN DE LA BARCA

  3. VIDA Nació en Madrid, de una familia de hidalgos tradicionales y severos. Estudió en el Colegio Imperial de los Jesuitas y en Alcalá de Henares, pero se negó a seguir la carrera eclesiástica. Su juventud ofrece algún lance aventurero, y, desde muy temprano se dedica al teatro. Pronto alcanza los mayores éxitos y pasa a ser el autor favorito de la corte. Tomó parte en diversas campañas militares, pero a partir de 1642, vuelve a la literatura. Su carácter se hizo cada vez más sombrío y pesimista. Se ordenó sacerdote en 1651. Vivió en Toledo, desde donde escribía sus obras. El rey lo nombró su capellán y volvió a Madrid, donde murió en 1681.

  4. OBRA DE PEDRO CALDERÓN DE LA BARCA PRIMERA ETAPA: IMITACIÓN DE LOPE Adopta los esquemas de la comedia de capa y espada de Lope: Ambiente urbano Enredos amorosos Personajes convencionales que ilustran ideales de las clases elevadas Destaca la habilidad de Calderón para: Desarrollar la trama Mantener el interés y la “suspensión” Un teatro de pura e inteligente diversión COMEDIAS DE ENREDO Concebidas para ser representadas en los corrales COMEDIAS DE APARATO Concebidas para ser representadas en Palacio. La dama duende Casa con dos puertas, mala es de guardar Eco y Narciso La estatua de Prometeo

  5. OBRA DE PEDRO CALDERÓN DE LA BARCA SEGUNDA ETAPA Mantiene la fórmula lopesca, pero trabaja con mayor cuidado los detalles Elabora con más atención la forma, acentuando el barroquismo, con elementos ornamentales gongorinos y no poco conceptismo Dramatiza temas más profundos. Sus comedias se hacen más perfectas, pero pierden frescura y lozanía. Sus obras son más arte y menos naturaleza COMEDIAS DE ENREDO Concebidas para ser representadas en los corrales COMEDIAS DE APARATO Concebidas para ser representadas en Palacio. La dama duende Casa con dos puertas, mala es de guardar Eco y Narciso La estatua de Prometeo

  6. OBRA DE PEDRO CALDERÓN DE LA BARCA DRAMAS DE HONOR OTROS DRAMAS Además de comedias, Calderón es autor de dramas de honor, donde lleva a sus máximas el “código del honor”, ya utilizado por Lope. Dramas donde desarrolla el conflicto entre la libertad y el destino: El mayor monstruo del mundo Los cabellos de Absalón El alcalde de Zalamea El médico de su honra A secreto agravio, secreta venganza El mayor monstruo los celos… Dramas sobre la naturaleza del Poder: La vida es sueño La hija del aire Dramas donde se desarrollan problemas religiosos: AUTOS SACRAMENTALES El gran teatro del mundo El gran mercado del mundo La devoción de la cruz El príncipe constante El mágico prodigioso

  7. 6.5.3. CARACTERÍSTICAS DEL TEATRO DE CALDERÓN Mantiene más la unidad de acción, simplificando los argumentos. Limita el número de personajes y prefiere resaltar uno sobre los demás. Da un carácter reflexivo a los protagonistas que exponen sus ideas en largos monólogos. Utiliza una lengua mucho más artificiosa y emplea tanto recursos conceptistas como culteranos; usa símbolos y alegorías para plantear problemas universales

  8. 6.5.4. TEMAS AMOR PRIMERA ÉPOCA HONRA ÉPICA TRADICIONAL SEGUNDA ÉPOCA ELEMENTO FILOSÓFICO Se extreman los conceptos de HONRA y LEALTAD al monarca, adquiriendo a veces el tono de tragedia clásica. El pesimismo barroco impone en la escena el tema del DESENGAÑO con su concepto negativo de la existencia y las reflexiones de la vida como “humo, polvo, viento, sueño”. Los debates teológicos de la época favorecen la introducción del tema de la LIBERTAD, que aparece en La vida es sueño o de la RESPONSABILIDAD MORAL del individuo. Los Autos Sacramentales, en los que se aplica el procedimiento alegórico, muestras temas de la TEOLOGÍA CRISTIANA: la creación, la caída del hombre, la Redención; el motivo central sigue siendo la Eucaristía.

  9. 6.5.5. ESTILO CULTERANISMO Sutilezas y antítesis CONCEPTISMO Metáforas y tópicos

  10. 6.5.5. ESTILO Constantemente busca asilar su expresión, ennoblecer los objetos vulgares Áspid (serpiente) de metal Alados clarines Pájaros de metal

  11. 6.5.5. ESTILO Así surgen las más variadas figuras: Hipérbole magnificadora Evocadora personificación Comparaciones Sinestesias Recursos que dan al texto sonoridad, retorcimiento y la acabada elaboración de la creación artística

  12. 6.5.5. ESTILO La versificación cambia el sistema de Lope: los metros se vinculan al relato, no al personaje. Verso largo en escenas lentas Romance para conversación y relatos Décimas en los monólogos Nada es gratuito ni casual en la obra de Calderón. Su arte, de gran rigor y precisión, tiene algo de matemático, una exacta mezcla de claroscuro y luminosidad que muestran en toda plenitud la esencial estructura del mundo barroco.

  13. LA VIDA ES SUEÑO Pedro Calderón de la Barca

  14. El rey de Polonia, Basilio, recluye a su hijo Segismundo desde que nace lejos de la corte, con la única compañía de su guardián, Clotaldo. La causa: un horóscopo le ha vaticinado que si Segismundo llega a reinar, será un tirano cruel. El siguiente fragmento corresponde al principio de la obra, en él Segismundo, cubierto de pieles, atado con una cadena, se lamenta de su inexplicable destino.

  15. ¡Ay, mísero de mí! !Y ay, infelice! Apurar, cielos, pretendo ya que me tratáis así, qué delito cometí contra vosotros naciendo; aunque si nací, ya entiendo qué delito he cometido. Bastante causa ha tenido vuestra justicia y rigor; pues el delito mayor del hombre es haber nacido. Sólo quisiera saber para ayudar mis desvelos, (dejando a una parte, cielos, el delito de nacer) qué más os pude ofender, para castigarme más. ¿No nacieron los demás?

  16. Nace el ave, y con las alas que le dan belleza suma, apenas es flor de pluma, o ramillete con alas, cuando las etéreas alas corta con velocidad, negándose a la piedad del nido que deja en calma: ¿y teniendo yo más alma, tengo menos libertad? Nace el bruto, y con la piel que dibujan manchas bellas, apenas signo es de estrellas, gracias al docto pincel, cuando, atrevido y crüel, la humana necesidad le enseña a tener crueldad, monstruo de su laberinto: ¿ y yo con mejor distinto tengo menos libertad?

  17. Nace el pez, que no respira, aborto de ovas y lamas, y apenas bajel de escamas sobre las ondas se mira, cuando a todas parte gira, midiendo la inmensidad de tanta capacidad como le da el centro frío ¿y yo con más albedrío tengo menos libertad? Nace el arroyo, culebra que entre flores se desata, y apenas, sierpe de plata, entre las flores se quiebra, cuando músico celebra de las flores la piedad que le dan la majestad, el campo abierto a su ida: ¿y teniendo yo más vida tengo menos libertad?

  18. En llegando a esta pasión, un volcán, un Etna hecho, quisiera sacar del pecho pedazos del corazón. ¿Qué ley, justicia o razón negar a los hombres sabe privilegio tan süave, excepción tan principal, que Dios le ha dado a un cristal, a un pez , a un bruto y a un ave?

  19. Un día Basilio lleva a la corte narcotizado a Segismundo para comprobar la verdad del horóscopo. Cuando éste, que desconoce su origen, se despierta, se comporta despóticamente y llega a arrojar a un criado por la ventana. Segismundo es de nuevo encerrado y Clotaldo le explica que todo ha sido un sueño. El príncipe lo admite, pero algo le hace dudar: se ha enamorado de Rosaura. Una rebelión del pueblo contra el rey Basilio saca a Segismundo de nuevo de la torre y lo eleva al trono. La lección que ha recibido anteriormente hace que reprima sus pasiones y se comporte con enorme prudencia. Así es como reflexiona sobre lo que ha experimentado:

  20. Es verdad; pues reprimamos esta furia, esta ambición por si alguna vez soñamos. Y sí haremos, pues estamos en mundo tan singular, que el vivir sólo es soñar; y la experiencia me enseña que el hombre que vive sueña lo que es hasta despertar. Sueña el rey que es rey, y vive con este engaño mandando disponiendo y gobernando; y este aplauso que recibe prestado, en el viento escribe, y en cenizas le convierte la muerte (¡desdicha fuerte!); ¡que hay quien intente reinar, viendo que ha de despertar en el sueño de la muerte!

  21. Sueña el rico en su riqueza que más cuidados le ofrece; sueña el pobre que padece su miseria y su pobreza; sueña el que a medrar empieza, sueña el que afana y pretende, sueña el que agravia y ofende y en el mundo , en conclusión, todos sueñan lo que son, aunque ninguno lo entiende. Yo sueño que estoy aquí destas prisiones cargado, y soñé que en otro estado más lisonjero me vi. ¿Qué es la vida? Un frenesí. ¿Qué es la vida? Una ilusión, una sombra, una ficción, y el mayor bien es pequeño: que toda la vida es sueño, y los sueños, sueños son