tema xi n.
Download
Skip this Video
Loading SlideShow in 5 Seconds..
TEMA XI PowerPoint Presentation
play fullscreen
1 / 115

TEMA XI

189 Views Download Presentation
Download Presentation

TEMA XI

- - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - E N D - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - - -
Presentation Transcript

  1. TEMA XI

  2. ESQUEMA GENERAL DISEÑOS DE REVERSIÓN

  3. Concepto La estructura de reversión implica el registro continuo de la variable de respuesta del sujeto a lo largo de una serie de puntos de tiempo. Las condiciones bajo las que se toman los registros varían a través de sucesivos períodos, de forma que no siempre se halla presente, en cada una de las fases, el tratamiento o variable de intervención. ..//..

  4. El diseño está formado por una primera fase donde el sujeto es observado antes de la aplicación del tratamiento, es decir, en condiciones de no tratamiento o fase de línea base. La fase de línea base es decisiva y posee una doble función. A) Permite obtener un conocimiento de la situación actual del sujeto y aporta información acerca del problema que le afecta. ..//..

  5. Desde esta perspectiva, la línea base posee una función descriptiva. B) Aporta información acerca de lo que cabe esperar, en un futuro inmediato, del comportamiento del sujeto. La fase de línea base posee, de acuerdo con esta segunda consideración, una función predictora. ..//..

  6. Concepto (sigue) La efectividad del tratamiento se infiere al contrastar los datos esperados, a partir de la información obtenida de la línea base, con los datos observados de la fase de tratamiento. Al replicar, en períodos sucesivos de tiempo, estas dos fases, se refuerza la inferencia de la hipótesis. ..//..

  7. En cuanto a la inferencia del efecto, es de especial importancia la fase tres o fase de reversión (= retirada del tratamiento), conocida por fase crítica (fase dos de la línea base). Esta segunda fase de línea base permite confirmar si el efecto controlador de la conducta es el tratamiento. Así, cuando el tratamiento es retirado, la repuesta del sujeto ha de regresar a niveles iniciales o de no-tratamiento.

  8. Función predictora de la línea base

  9. Diseños de reversión: clasificación general en función de las estrategias de comparación

  10. Diseño básico de dos fases, A-B

  11. Formato de diseño básico A-B

  12. Formato de Diseño básico A-B

  13. Características

  14. Estrategia de cambio de fase simple Hayes (1981) a) Establecimiento de la estabilidad, nivel y tendencia de los puntos de datos en función del tiempo y que han sido obtenidos de condiciones similares. b) Introducción de un cambio de las condiciones que afectan al sujeto.

  15. c) Examen de los cambios concomitantes a la estabilidad, nivel o tendencia en los puntos de datos obtenidos bajo las nuevas condiciones.

  16. Ejemplo práctico

  17. Uso de programa en el entrenamiento de habilidades (Green et al. 1991) Sujetos discapacitados profundos Problemática a estudiar identificación y reconocimiento de estímulos reforzadores Propósito del estudio adquisición de destrezas y habilidades

  18. Procedimiento Se instruyó a los observadores que registraran las conductas de acercamiento de los sujetos ante la presentación de un estímulo. Se definieron las siguientes conductas: • mantener contacto con el estímulo durante un tiempo mínimo (3 sgs.), • mostrar una expresión facial positiva, • o tener una expresión verbal positiva dentro de los 8 sgs. a la presentación del estímulo.

  19. Los observadores tenían que anotar la ocurrencia o no de las conductas de acercamiento al estímulo durante un determinado espacio de tiempo tras su presentación.

  20. Estímulos o reforzadores Se formaron cuatro grupos de tres estímulos según la disponibilidad, fácil presentación y uso frecuente del reforzador o estímulo (por ejemplo, abrazar al sujeto, hablarle, acariciarle, ofrecerle un vaso de zumo o un pastel, escuchar música rock, música suave, ofrecerle muñecos, etc.). Se presentaron tres estímulos por sesión y cada sesión empezaba con uno de los estímulos durante cinco segundos.

  21. El sujeto es animado a que toque, pruebe, observe, etc., el estímulo. A continuación se realizan cinco ensayos. El ensayo empieza cuando el ayudante presenta un estímulo al sujeto, de modo que si muestra una conducta de acercamiento, el estímulo sigue presente por un tiempo adicional de cinco segundos, y en caso contrario es retirado.

  22. Selección de los estímulos El personal del centro dio su opinión sobre las preferencias de los sujetos por cada estímulo y esa opinión fue evaluada mediante un escala de tipo Likert con valores que iban de 5 (el más preferido) a 1 (el menos preferido). De modo similar, se calculó el porcentaje medio de conductas de acercamiento a través de las sesiones de evaluación.

  23. Los estímulos se clasificaron en cuatro categorías: • sistemático alto/opinión alta • sistemático alto/opinión baja • sistemático bajo/opinión alta • sistemático bajo/opinión baja Un estímulo se define sistemático alto o bajo si es situado o no, como mínimo, dentro de los cuatro estímulos preferidos por un determinado sujeto en la evaluación sistemática.

  24. Opinión alta y baja significa que el estímulo se sitúa entre los cuatro más o menos preferidos, según la clasificación obtenida de la evaluación de opinión. Identificados los estímulos en función de las preferencias y de las opiniones del personal del centro, fueron utilizados, en un segundo experimento, para determinar si los estímulos altamente preferidos poseían las propiedades de reforzadores en programas de entrenamiento.

  25. Segundoexperimento Durante la fase de línea base del segundo experimento, se diseñaron una serie de tareas a ejecutar, como activar un interruptor, tocar la mano, colocar un objeto en un recipiente, etc. En esa clase de actividades, el sujeto no recibía ninguna contingencia de refuerzo, tan sólo una indicación o señal. ..//..

  26. Durante las sesiones de entrenamiento, de 5 a 10 ensayos discretos según el plan del programa individual, los estímulos del grupo de preferencia eran hechos contingentes al nivel de ejecución de la tarea por un tiempo de 3 a 6 sgs

  27. Resultados El gráfico muestra los datos referentes al sujeto LM obtenidos en tres posiciones terapéuticas básicas. Para cada una de las posiciones LM recibía uno de sus estímulos preferidos y altamente evaluados por la opinión del personal (en el gráfico, un abrazo –hug-), y era contingente al tiempo que tardaba en completar la tarea. ..//..

  28. El gráfico muestra tres aplicaciones del diseño A-B en función de las tres posiciones de adaptación del cuerpo. Nótese que durante la primera línea base, el tiempo requerido en ejecutar la tarea crece rápidamente. En cambio, cuando el estímulo preferido es hecho contingente de la ejecución, el tiempo decrece también rápidamente. ..//..

  29. Obsérvese que en la segunda posición, el sujeto pasa de un promedio de 18 sgs. (línea base), a un promedio de 13 sgs. (condición de contingencia), a pesar de que se detecta un ligero incremento al finalizar esta segunda fase. ..//..

  30. En cuanto a la tercera posición, se observa una reducción del tiempo de ejecución de la tarea que va de 29 sgs. de promedio (línea base) a 22 sgs. (fase de tratamiento o condición de contingencia). A la vista de estos resultados, los autores concluyen que, en general, los estímulos preferidos actúan de reforzadores en sujetos con discapacidades profundas.

  31. Ventajas y limitaciones Aunque mediante este diseño es posible controlar algunas de las posibles amenazas a la validez interna, como por ejemplo, maduración, historia, efecto de la medida, etc., no siempre el control es completo. Para controlar exhaustivamente esta clase de amenazas se requiere el registro de una gran cantidad de observaciones, tanto antes como después de la aplicación del tratamiento.

  32. Extremo que muchas veces es difícil de conseguir. De esta manera, ha de reconocerse que no siempre este diseño se halla completamente protegido contra los posibles factores que atentan contra la validez interna, de modo que cualquier explicación alternativa es capaz rivalizar con la hipótesis causal propuesta. ..//..

  33. Esta es, sin duda, una de las más serias limitaciones, particularmente, cuando se tienen muestras cortas de datos. De ahí, la necesidad de replicar el efecto para tener una mayor fuerza probatoria acerca de su acción. Para ello, es posible aplicar estructuras de diseño donde se utilizan técnicas alternativas, como por ejemplo técnicas de inversión del orden, dando lugar a los diseños de reversión.

  34. Diseños de reversión

  35. Diseño de tres fases: A-B-A

  36. Formato del diseño de tres fases: A-B-A

  37. Características

  38. Diseño de tres fases: A-B-A El procedimiento requiere la secuenciación de un conjunto de fases de cambio de forma alternante.

  39. Cuando se ha logrado estabilizar el nivel conductual en la fase de línea base y, a continuación, se observa un cambio a partir del punto de aplicación de la intervención o tratamiento, cabe esperar que cualquier nuevo cambio contrario al observado que se produzca con la retirada del tratamiento, sea resultado del efecto controlador del tratamiento.

  40. Cambios de fases Según este procedimiento, se esperan, como mínimo, dos cambios de fase: un cambio en la segunda fase o fase de intervención, y un cambio en la tercera fase o fase de retirada de tratamiento (de regresión a la situación inicial).

  41. Según el procedimiento de reversión, es posible añadir más fases de cambio, con lo cual el experimentador dispone de un argumento empírico, suficientemente fundado, sobre el poder controlador de la variable independiente o de tratamiento. La lógica consiste en ir intercambiando el sentido de las fases con el propósito de provocar un conjunto de alteraciones que avalen las expectativas derivadas de la hipótesis causal.

  42. Ejemplo práctico

  43. Sistema de economía de fichas y depresión neurótica. (Hersen et al. 1973) Sujetos depresión neurótica Registros puntos ganados y puntuaciones de depresión (puntuaciones altas indican baja depresión) Propósito del estudio efectos de la economía de fichas sobre la depresión neurótica

  44. Procedimiento Se estudia el efecto del sistema de economía de fichas sobre la depresión neurótica. Se toman medidas de dos variables: los puntos ganados por el sujeto y las puntuaciones conductuales de depresión (donde las puntuaciones altas indican baja depresión). ..//..

  45. En la fase de línea base, se evalúa la conducta de los sujetos en la sala del hospital y durante los períodos de tiempo libre no estructurado. A lo largo de esos períodos de tiempo, los pacientes tienen acceso a material recreativo como televisión, música estéreo, libros, revistas, juegos de cartas y de mesa.

  46. Cantidad de puntos ganados y puntuaciones conductuales del sujeto 1

  47. Resultados En la figura anterior, se observa la presencia de medidas relativamente estables durante la fase de línea base, con una ligera tendencia negativa en el registro de los puntos ganados. Hemos de aclarar que durante esta primera fase de línea base, los puntos ganados no poseían valor de cambio. ..//..

  48. La aplicación del sistema de economía de fichas genera un rápido aumento de los puntos ganados y de las puntuaciones conductuales de depresión (que detonan un estado de depresión baja). Por último, la retirada del tratamiento en la fase crítica o segunda fase A produce un decremento tanto de los puntos ganados como de las registros conductuales. ..//..

  49. A partir de una aplicación sistemática de esta misma estrategia a otros sujetos, los autores concluyeron que el uso del sistema de economía de fichas actúa positivamente sobre la depresión neurótica. Nótese que es precisamente la fase de reversión o segunda fase de línea base la que permite obtener una conclusión firme acerca del efecto controlador de la variable de tratamiento sobre la conducta de estudio. ..//..